Mar Benegas: Haikus en Fuenlabrada

lunes, 28 de abril de 2014

Haikus en Fuenlabrada


La pasada semana realizamos el taller de haikus en la Biblioteca Fernando de los Ríos de Fuenlabrada. Basado en el Abecedario del cuerpo imaginado. Se completó el cupo, 25 asistentens que hicieron que la sesión fuese muy agradable y creativa. Realmente, es un taller que me encanta impartir, y me gustaría hacerlo más a menudo.

En concreto, esta sesión, se alargó hasta las dos horas. Preparamos esa casa del poema, en el caso del haiku, tan visual. Con mimo y cuidado. Charlamos sobre la construcción de los versos y las costumbres. Sobre la prisa. Sobre detenerse a mirar el mundo. Sobre pararse y observar y nombrar la belleza. Vimos imágenes y evocamos con ellas un camino, que nos llevara hasta el verso. Les enseñé el Abecedario, leí, mostré, recité. Les hablé de la editora y del ilustrador. Les hablé de otros poetas de haikus.



Poco a poco fuimos acercándonos a ese mundo fascinante que es fotografiar con palabras. De captar el "aware", y fuimos desgrando cómo y de qué manera medir los versos, esos pequeños fogonazos que deslumbran.


Imagen de Álvaro Sangregorio


Todos se llevaron su tríptico con las indicaciones y una pequeña explicación sobre qué son los haikus y cómo realizarlos. Después, antes de pasar a la creación a partir de la evocación de imágenes sobre las estaciones, un pequeño recital de haikus, del Abecedario y de otros autores.

 

Finalmente pasamos la creación de nuestros haikus. En un papel especial y con un haiga impreso, podéis ver aquí el de Jesús G.

Así quedaron



 Les pedí a los participantes que, el que lo deseara, me dejara los haikus que había elaborado, para compartirlos aquí, porque, realmente, me gustaron mucho. Me pareció muy hermoso y enriquecedor ver que los asistentes, muchos de ellos sin idea previa sobre el verso japonés, llegaron con tanta facilidad a realizar los suyos. Aquí os dejo algunos de ellos, los que pude recopilar. Esperando que os gusten tanto como a mí:

La nieve roba
fielmente la pena
agotamiento.

(sin autoría)

¿Por qué sonríes?
El amarillo abunda
risas y olores.

(Estefanía)

El infinito,
los remos en la playa...
¿Eso es la paz?

(Inés)

Día apacible
buena compañía
café caliente.

(Toñi Palomo)

En el sendero
mi cuerpo caminando
se hace más fuerte.

(M Carmen Manzanares)

Platina luna
cansancio bajo el cielo
¿Cuándo amanece?

(Esther Díez)

El viento frío
viene de muchos lados
¿a dónde irá?

Una paloma
blanca en medio
de muchas flores.

(Joselyn Nicole)

Calida paz
durmiendo el infinito,
Rugir del canto.

Nievan los copos
soñar de los recuerdos
risas de niños.

(Machus)

Sol en la espalda
de un niño frente al mar
sombra en las olas.

(Pepa González)

El oleaje
qué intensidad
azul, cielo y mar.

(Isabel Saez)

Mágica noche
luciérnagas del cielo
estrellas brillan.

(Teresa T.)

Mi golondrina
te espero cada año...
¿Cuándo llegarás?

(Eshter Jiménez)

El abanico
con sus alas de color
pasea la brisa.


Noche estrellada
suave brisa nocturna
el mar en calma.

Nevadas, hogar
contraste blanco rojo
todo es invierno

(Yolanola Morata)

Las olas del mar
tocando mi piel
es mi verdad.

(Joaquin Hermoso)

Verde pradera
los colores son vividos
renace vida.

(Jesús)